Blogia

limonche

¿Conozco? Día de la onomástica de mi padre, 25 de julio de 2017

¿Conozco?

 

FLV

 

Conozco que yo conozco algo. Todo lo que conoce es; luego yo soy (Gómez Pereira. 1500-1558)

 

Este pensamiento del médico y filósofo español Gómez Pereira me induce a reflexionar sobre lo que creo conocer de mí mismo.

Asumo que la corporalidad humana, receptáculo del cerebro pensante, pueda ser semejante a un vehículo de vida, que se mueve a través de la experiencia para percibirla y apreciarla.

Tres aspectos según entiendo identifican las grandes áreas de la misma: física, mental y conciencial.

Como partes diferenciadas al tiempo que vinculadas en unidad cada una viene dotada de su correspondiente manual de instrucciones.

El recorrido obvio del vehículo de vida comienza a la salida del túnel materno y finaliza en el que traspasa al lado incierto.

La velocidad de desplazamiento suele alcanzar el tiempo cronológico que se nos asigna y en el mejor de los casos llega a los ciento veinte por vida.

No prestar suficiente atención al recorrido; estar distraído escuchando los ruidos de la radio loca o entretenerse con el móvil del desconcierto, puede acarrear un accidente o un pasar sin sentir el aire de carnalidad.

Sucede además que no hacer coincidir la marcha de las tres partes diferenciadas puede implicar que la mente se anticipe, la emoción se retrase o el cuerpo se resquebraje antes del tiempo.

Lo conciencial es lo realmente indispensable; lo otro se encuentra a su servicio. En ocasiones la comunicación entre las partes es deficiente, falla, se bloquea e impide el contento de estar vivo.

Conozco que conozco apenas nada más. Imagino que el recorrido de la experiencia es inapelable. La única posibilidad es la de la no distracción y quizás el abrir un algo más las ventanillas para disfrutar de las sensaciones del recorrido.

Probablemente haya quienes nunca lo hagan y se cuezan vivos en el fuego de lo interno. También pueda ser posible aquietar las revoluciones, que no la velocidad, y sentir el relajo del silencio al pasar por alguno de los valles del recorrido.

Apenas si conozco algo más de este manual de instrucciones que intento descifrar con anhelo. He analizado multitud de generalidades de otros manuales, pero no consigo descifrar más del propio.

Percibo, siento, creo que el recorrido de la experiencia es apenas un instante y que lo eterno es seguro está más allá de los túneles.

Sé o creo saber que si el recorrido finalizase al traspasar el segundo de los túneles ni podría escribir lo que escribo ni sentir lo que siento. El instante ya habría transcurrido; lo finito y breve del camino se me habría olvidado o directamente nunca hubiera sido.

El anhelo de eternidad, sea lo que signifique esto, lo tengo arraigado y se me manifiesta en cada una de las señales del camino.

A mayor imaginación no llego, ni siquiera sé cómo expresar lo que es apenas candil confuso.

De no ser esto ¿cómo verme en perspectiva y sentir que soy parte de todo lo que es, ha sido y será?

Hoy será lo que mañana pensaste. Esto lo escribí con catorce años y aún no acabo de dar con la respuesta que atosigue mis miedos. El tiempo no existe; es espacio entre experiencias: pero envejezco y muero. ¿Dónde hallarte Dios mío si aún cubierto de rocío paso multitud de noches en espera?

Conozco que ni aún lo dicho me pertenece o sea parte de lo que soy. Seguiré buscando.

 

 

 

Un camino repetido, bello y aleccionador en cada pisada, 10 de julio de 2017

Un camino repetido, bello y aleccionador en cada pisada, 10 de julio de 2017

Un camino repetido, bello y aleccionador en cada pisada.

Desde el año 2003 todos los años intento planificar las fechas más adecuadas para realizar un trayecto del Camino de Santiago.
Este de 2017 ha sido el de la distancia más corta que he recorrido, 102 km. Punto de partida Brea, destino Santiago de Compostela.
He caminado junto a chicos con discapacidad intelectual como voluntario de Fundación Telefónica.
Me apetece compartir la experiencia. No obstante por respeto y compromiso lo haré en genérico sin desvelar detalles identificativos.
Puedo decir sin lugar a dudas que ha sido el más intenso de todos los caminos.
Poco después de nuestra llegada a Portomarin uno de los chicos tuvo el infortunio de una mala caída, desde una altillo de algo más de metro y medio. Lo hizo hacia atrás con estrépito. Yo y otro de los voluntarios fuimos testigos de cómo caía sin poder hacer otra cosa que correr en su ayuda.
Un golpe tremendo. Nos temimos lo peor. Vimos que no tenía rastros de sangre en la cabeza. Le levantamos. ¿Te duele algo? ¿Cómo te sientes?, le preguntamos.
Ni un lamento, ni un gesto de dolor. Supimos después que el umbral de dolor de chicos con discapacidad intelectual es altísimo.
Respondió escuetamente, bien. Le tumbamos y volvimos a mirarle cabeza y espalda. No supimos qué hacer en aquél momento, llevarle al hospital para un reconocimiento o esperar a ver cómo evolucionaba.
Al cabo y tras observarle repetidamente acordamos comentar el incidente a la enfermera y cuidadores que nos acompañaban y que no sabían lo que había sucedido. Con buena lógica decidieron que había que llevarle al hospital. Nos lo devolvieron de madrugada tras atenderle y hacerle un escáner. No tenía nada afortunadamente.
Estaba eso sí muy asustado. Sudaba. Sin embargo de su boca no había salido un lamento o una palabra salvo para decir, bien.
Apenas pudimos dormir un par de horas. A las siete sonaba el despertador y tras el desayuno comenzamos a caminar. Fui junto a él todo el recorrido de la siguiente etapa Portomarin Palas de Rei.
Un chico encantador. No le gusta hablar salvo para decir: vale o poco más. Habla con los otros chicos, se ríe y en general todo lo parece bien y lo agradece. No obstante en un momento me comentó, “vaya golpe que me he dado”
Caminar junto a este ángel ha resultado un regalo maravilloso e inesperado. Su coherencia y presencia de ánimo, aceptación de lo ocurrido, la preciosa conversación telefónica con el padre para explicar lo acontecido culminaron en un aplanamiento mutuo y progresivo del susto.
La discapacidad intelectual es algo desconocido para mí. Me han impresionado el amor y el afecto que experimentan los chicos, así como su transparencia, pureza y la confianza puesta en unos cuidadores ocasionales, manifestadas en un cariño a raudales, una vez superadas las lógicas barreras del primer encuentro.
Hemos vivido en una burbuja; los chicos han establecido unos vínculos con los voluntarios de una intensidad fuera de lo común, en apenas cinco noches y seis días.
Sudor y camino, alguno de los chicos, muy pocos, hubo que llevarles un trecho en el coche de apoyo. Sin embargo una vez repuestos se sumaban con alborozo y preciosas conversaciones, ingenuas o deliciosamente picaras.
La etapa del tercer día mantuvimos un encuentro con un peregrino que hacía el camino de regreso, un joven bien parecido, afeitado y que llevaba gafas oscuras. Nos pidió un cigarro.
¿A dónde vas? le pregunté, a Tierra Santa, respondió. Vaya ¿y cuánto tiempo crees que emplearas en hacerlo? cuatro meses, dijo.
Le preguntamos que de dónde era y ya nos contó la razón por la que hacia el camino. Lo hago porque mi mujer me ha engañado con mi mejor amigo. No he querido cometer ninguna locura y llevo caminando más de un mes.
Se puso a llorar. ¿Qué decir ante una situación así? Es un duelo y lo tienes que vivir; el camino es el lugar adecuado para encontrar la paz, le dije.
Le abracé y le dije adiós. Me dio entonces por sacar un billete de cinco euros y se lo ofrecí. Adiós, le volví a decir.
Llevaba unos metros caminando cuando vino hacía mí corriendo, se arrodilló y me besó la mano. No te he pedido nada y tú me has dado cinco euros.
Correspondí besando la mano que me sostenía y le abracé de nuevo. Me arrepentí de haberle dado tan poco. Te deseo lo mejor, peregrino. Los ojos sin gafas presentaban una comisura violeta de llanto y amargura. Un joven atractivo y con un dolor de espanto caminaba de regreso quizás al lugar más complicado de encontrar, el propio corazón.
El sábado llegamos a Santiago de Compostela. Los organizadores tuvieron el detalle de contratar a unos gaiteros que nos recibieron con unas hermosísimas melodías.
Los chicos se abrazaron entre sí y con nosotros, reían, algunos lloraban. Lo habíamos conseguido.
El público del Obradoiro está acostumbrado a todo, sin embargo tuvimos espectadores que disfrutaron de nuestra alegría.
El sábado 8 de julio de 2017 llegamos oficialmente a Santiago 2.194 peregrinos que habíamos recorrido al menos los últimos 100 km.
El 9 de julio salimos de regreso a Madrid. Hoy 10 de julio es el día de mi cumpleaños. Lo quiero celebrar, haciendo llegar a quienes lean este relato siquiera un retazo o perfume de la magia del camino.
Buen camino, amigos.

MORIR NO ES LO QUE PARECE, 12 de abril de 2017

MORIR NO ES LO QUE PARECE, 12 de abril de 2017

Morir no es lo que parece, Retiro con Fidel Delgado del 7 al 9 de abril de 2017

He tenido la oportunidad de compartir el fin de semana del siete al nueve de abril de este año de 2017 con Fidel Delgado en el centro de espiritualidad de El Pardo, Madrid.

Fidel Delgado es un titiripeuta que consigue hacer comprensible por medio de la risa y un curioso bufé de artilugios conceptos abstractos sobre el ego y la disolución del mismo. Psicólogo clínico hasta el día de su jubilación en el Hospital de la Paz de Madrid, ayuda a bien morir a personas que se encuentran en la proximidad del tránsito.

La vida va del túnel del parto al túnel de la luz. Principio y fin, la única evidencia que tenemos de lo de más allá es la que alcanza hasta el umbral del no retorno. Todo lo demás, hasta tanto no se experimente, no se puede dar por cierto; se intuye, se siente pero no es evidencia material.

La vida es ilimitada a lo ancho, alto, largo y en todas sus infinitas dimensiones. Ni es escasa, ni excluye el libre albedrío de decidir cómo sentirse. En cada momento uno puede cuando menos elegir si aceptar o no lo que la vida le presente.

Mantenerse en el yugo de la herencia del miedo es una decisión. Las heridas del roce no hay quien las quite, pero estas pueden cicatrizar o mantenerse en carne viva hasta el último día dependiendo de nuestra elección.

De lo que se conoce experimentalmente se deduce que lo visible representa un cinco por ciento; el noventa y cinco restante es materia y energía oscura – recientemente se ha puesto esto entredicho por algún científico que afirma que el sesenta y ocho por ciento de lo que denominamos oscuro en realidad no existe; es tan sólo un error de cálculo - .

Fidel Delgado extrapola y afirma que el entendimiento de la vida humana se conduce de igual manera por un cinco por ciento de comprensión en el mejor de los casos. No vemos más allá de lo que la escafandra carnal de respirar oxigeno nos permite atisbar; apenas un resquicio desde los reducidos agujeros de visión por los que el aire entra.

El aire, el aliento es el otro gran misterio; se transforma en nuestro interior y nunca nos permanece ni pertenece; sin embargo es vida. Se renueva trece veces por minutos, tantas como micromorimos o micronacemos.

Nacemos cada día al levantarnos; no es el despertador quien nos despierta; es la vida quien lo hace.

El noventa y cinco por ciento de nuestra vida es no consciente. Con un solo cinco por ciento apreciamos la totalidad de la perspectiva, entre otras el misterio de la muerte.

La muerte es algo que nos han inventado. No se vive de la misma manera en unas culturas que en otras; ni en unos tiempos que en otros. Pretender hacerla manejable e incluso ignorarla es simplemente posponer la sombra que nos acompaña.

Cada uno de nosotros es todo y lo es en todo momento; no sólo en el instante final.

Cuando uno cierra el corazón al mayor de los misterios puede sobrevivir y hacerlo además con apariencia de sabiduría; no obstante cuando abre los ojos la sombra sigue allí.

Fidel dice las cosas de manera graciosa “defunción por cerrado”, referido al que se cierra al misterio de la muerte por miedo o yuyu a lo desconocido.

Evidentemente esto no evita el apresuramiento de querer hacer los deberes cuando la parca golpee en tu puerta y te avisa de que ya no queda más aliento para ti.

Aprender a morir es aprender a vivir. Se vive cuando se es partícipe del misterio de la vida, cuya conclusión es la muerte.

Hace un chiste. Un paciente va al doctor y este con actitud grave le dice: tenemos los resultados del análisis y tengo dos noticias, una mala y la otra peor, ¿Cuál quiere que le diga primero?; la mala, responde el paciente.

Pues que le quedan a usted doce horas de vida.

¿Y la peor?

Que se me olvidó darle los resultados ayer por la mañana.

Habla del automatismo al despertar del sueño físico, que es como encender el ego y no apagarlo el dormir.

El dormir es morir en cierta medida. Hay sueños episódicos en los que se recuerda lo soñado, sin embargo el sueño profundo no se recuerda y forma parte de la otra realidad en la que el soñante no se sabe si es soñado o viceversa.

Él dice de las personas agobiadas que habitualmente son personas egobiadas y de las personas inteligentes como intolegentes, porque leen sus adentros y toman conciencia de la realidad trascendente, que no es otra que la de amarse sin medida y amar a los demás.

Refiere también que el pan nuestro nos lo da Dios cada día; no un pan duro sino el de cada día. El pan que está en el aire que nos renueva, en las experiencias cotidianas; en el aliento que nos traspasa.

Pan nuestro, aire nuestro, agua y tierra nuestra de cada día… dánoslos hoy.

El padre y yo somos uno dice Jesús, quien despertó a Lazaro del sueño de la muerte justo cuando el cuerpo comenzaba a heder.

También dice que las desgracias lo son hasta que gracias das.
Una vez has llegado a entender esto la armonía se instala en tu vida y das con el paraíso en la Tierra.

Para ello clave esencial es soltar: miedos, posesiones, pasiones, intelecto.

Un mantra que facilita el soltar es:


https://www.youtube.com/watch?v=ghIStIQXqgw


Algunos médicos de paliativos lo incluyen como música de fondo.

Dios no se muda; el pecado es tan sólo desatino.

La mayor parte del sufrimiento es infundado.

Habla de que el predicar no se convierta en predricar, tirar piedras y de que la tentación no se convierta en tontación.

El juicio final es cuando dejas de hacer juicios.

Dejar ir; trascender los niveles de conciencia. Subir de frecuencia desde el soltar y necesitar muy poco.

Aquí una de sus múltiples conferencias sobre el tema:

https://www.youtube.com/watch?v=pPXbHWTkBSI

Un abrazo,
FLV




Documental la asombrosa teoría de cuerdas, 10 febrero de 2017

Documental la asombrosa teoría de cuerdas, 10 febrero de 2017

https://www.facebook.com/francisco.limonche/posts/10212267492150451

 

He visto el documental creo que de 2015 “la asombrosa teoría de cuerdas” y me ha gustado. Es didáctico y comprensible.

 

https://www.youtube.com/watch?v=8cP-xPfpkZ0&feature=youtu.be

 

Me hace pensar que las cuerdas sean como sonidos infinitamente pequeños que permanecen en rastro de luz de manera indefinida abiertos o cerrados; como lejanísimo eco de voz visible.

Las branas serían como las membranas o superficies también infinitamente pequeñas de universos paralelos a los que las cuerdas estarían conectadas como las sinapsis del cerebro lo hacen entre neuronas: a través de saltos o destellos de luz que transmiten un estado cuántico; es decir una información o una palabra, el verbo que crea.

La ciencia percibe una parte de la realidad y sin embargo no sabe aún con seguridad qué cosa sea la realidad. El hombre no inventa nada; llega un momento en el que sintoniza con una estructura vibratoria geométrica o numérica e imagina y aplica que esa sea la realidad; pero ¿podríamos asegurar que esto sea así? ¿Hasta dónde llega lo no percibido; lo oculto a nuestras percepciones?

La ciencia de dos mil diecisiete determina que el universo vibra y que toda causa tiene un efecto; sin embargo eso ya lo sabían en la época de Hermes Trimegisto en el antiguo Egipto. En el Kyballion se recogen y sintetizan de manera sucinta los siete principios herméticos.

Los siete principios o axiomas, como están descritos en el Kybalión (Wiikipedia), son:

  1. Mentalismo. El Todo es mente; el universo es mental.
  2. Correspondencia. Como es arriba, es abajo; como es abajo, es arriba. Afirma que este principio se manifiesta en los tres Grandes Planos: el Físico, el Mental y el Espiritual.
  3. Vibración. Nada está inmóvil; todo se mueve; todo vibra.
  4. Polaridad. Todo es doble, todo tiene dos polos; todo, su par de opuestos: los semejantes y los antagónicos son lo mismo; los opuestos son idénticos en naturaleza, pero diferentes en grado; los extremos se tocan; todas las verdades son medias verdades, todas las paradojas pueden reconciliarse.
  5. Ritmo. Todo fluye y refluye; todo tiene sus períodos de avance y retroceso, todo asciende y desciende; todo se mueve como un péndulo; la medida de su movimiento hacia la derecha es la misma que la de su movimiento hacia la izquierda; el ritmo es la compensación.
  6. Causa y efecto. Toda causa tiene su efecto; todo efecto tiene su causa; todo sucede de acuerdo a la ley; la suerte o azar no es más que el nombre que se le da a la ley no reconocida; hay muchos planos de causalidad, pero nada escapa a la Ley.
  7. Género. El género existe por doquier; todo tiene su principio masculino y femenino; el género se manifiesta en todos los planos. En el plano físico es la sexualidad.

 

¿Tenemos destino o albedrío? Me parece que una combinación de ambos. El destino lo condicionan nuestras particulares y privativas estructuras mentales; el albedrío es una decisión desde un estado de la mente superior: la conciencia.

La ciencia es la de todo lo pensando con fundamento. Una vida no da para entender de qué va esta fraccionada perspectiva de lo aparentemente contemplado. Tal vez el esfuerzo de compartir el propósito de la mirada humana conjunta pudiese en algún momento dar luz y verbo a las mariposas que nos revolotean en el alma.

 

Saludos, FLV.

 

http://www.rtve.es/alacarta/videos/creadores-del-siglo-xx/creadores-del-siglo-xx/571189/

 

Documental que pretende acercar al público un esquema sencillo y comprensible de la teoría neuronal, apoyado por animaciones por ordenador realizadas por el equipo de TVE. Se intenta dar una muestra de los resultados de la intensa actividad Cajaliana, en la que destaca siempre el constante interés por la naturaleza y una curiosidad que le acompañó siempre.

Para inaugurar el blog, os dejo enlace al documental realizado por RTVE sobre la teoría neuronal que da título a este pequeño rincón de memoria.

 

https://mariposasdelalmablog.wordpress.com/

FELIZ NAVIDAD , 21 diciembre 2016

FELIZ NAVIDAD , 21 diciembre 2016

Amigos y amigas: feliz Navidad y próspero 2017.

El tiempo en realidad quizás no exista, tal vez sea sólo un microespacio fractal que recorre la conciencia a cada inspiración; sin embargo, que rápido pasa.

Las experiencias que hayan de ser van a ser, no obstante que difícil acomodarse al sobresalto.

Probablemente nunca se haya dado un periodo como el que vivimos. Hermanos que siguen pasando hambre, enfermedad o sufren dolor extremo, pero jamás hubo al tiempo tanta solidaridad y voluntad de tantos por un mundo mejor para todos.

Hace poco más de un mes estuve en la presentación del libro HOMO DEUS. Describe la transición transhumanista del homo sapiens al hombre máquina. Sentí tanto horror como fascinación. La vida mejorada del hombre y la irrupción de la máquina o el algoritmo que toma decisiones no humanas. Esto sucede ya, no es fantasía.

http://cultura.elpais.com/cultura/2016/10/19/babelia/1476869722_225744.html

Nací en Villanueva de los Infantes, Ciudad Real. Hasta poco antes de comenzar 1960 en mi casa nos alumbrábamos con candiles de aceite o de carburo. Mi horizonte vital alcanzaba hasta donde lo hacía mi vista en horizontal; las estrellas tendrían que esperar. La mayor parte del tiempo me lo pasaba sintiendo alegría o miedos. Comencé a pensar más y a sentir menos al poco de iniciarme a los catorce años en las universidades laborales, a las que por otra parte estoy y estaré siempre agradecido.

Algo se me quebró al priorizar el pensar sobre el sentir. En un bucle bien curioso, ahora me empeño más en el sentir. La inercia me lleva sin embargo al lugar en el que me gustaría ser invitado y no huésped permanente.

Entiendo y no al tiempo esta partida de ajedrez que es la vida. El ajedrez no me gusta y tampoco el papel que se me ha asignado de peón. Quiero que la partida acabe ya, si es posible en tablas, e iniciar un juego sosegado donde la alegría de estar vivos sea la fuerza que lleve más allá de las estrellas. En ese ánimo te envío mis mejores deseos y un fuerte abrazo.

 

Me permito adjuntar unas recomendaciones – reflexiones por si os interesasen. Agradezco respuestas y aportaciones.

 

 

Encontrar empleo en España es arte y lotería. Llevo siete años de voluntario en Fundación Integra y creo hay algunas claves de utilidad para quienes las precisen.

 

http://fundacionintegra.org/

 

CLAVES MINIMAS PARA ENCONTRAR EMPLEO

1 – Actitud y autoestima.

2 – Plan de búsqueda escrito, como si fuese un proyecto de empresa.

3 – Tener en cuenta la economía colaborativa y las plataformas cooperativas. Tendencia imparable, el empleo permanente simplemente no será.

 

http://www.consumocolaborativo.com/

 

4 – Tener en cuenta la opinión de expertos antes de iniciar la búsqueda de empleo. Y si es posible participar en una lanzadera de empleo

 

http://www.lanzaderasdeempleo.es/

 

 

Me permito acompañar un PDF de comienzos de 2016 que creo pueda aún resultar de interés. Se puede descargar desde aquí:

https://orientacion-laboral.infojobs.net/ruta-empleo

 

 

Necesitar poco, para los que se tengan que apretar el cinturón.

 

 

ALIMENTACIÓN, si quieres ahorrar en salud adquiere alimentos sencillos.

 

-      Algunos puestos de fruta de mercados tienen los lunes frutas un poco pasadas, precisamente cuando mejor sabor tienen y son más baratas.

 

-      Las verduras congeladas son excelentes y nunca se estropean.

 

-      Una de las proteínas de mejor calidad es la de la soja texturizada, 250 gramos a 2,35 euros dan para seis platos de carne vegetal de sabor excelente.

 

Aquí la página de ciencia de los alimentos en España:

http://www.cial.uam-csic.es/

 

-      Un desayuno excelente barato y saludable son los copos de avena con leche y pasas. Un kilo de avena en Lidl sale por poco más de un euro y dura un mes.

 

-      Nada más levantarte prueba a tomar un vasito de agua caliente. El 90% de la serotonina se encuentra en los intestinos y el agua, sobre todo si es pura, limpia por dentro y alegra el día.

 

https://mejorconsalud.com/11-beneficios-de-la-avena-y-una-receta-para-el-desayuno/

 

 

-      La mejor dieta la mediterránea, complementada con ejercicio; fundamentalmente verduras, frutas y legumbres acompañadas de pescado azul.

 

-      El chocolate 60% en adelante de cacao es rico en polifenoles y evita la depresión (dos cuadraditos de tableta al día)

 

-      El vino tinto al 8% mínimo de etanol es cardiovascular y rico también en polifenoles (dos vasitos al día, máximo 250 ml); más puede llegar al alcoholismo.

 

-      El antibiótico mata vida y se abusa mucho de él. Cuando se toma antibiótico conviene también tomar probioticos.
El cuerpo humano tiene un 10% de células humanas y un 90% de células bacterianas. La microbiota bacteriana variada y sana es esencial para una buena salud y un buen estado de ánimo. Los probióticos son baratos y se encuentran en formato bebible. También se hayan en los encurtidos, pepinillos y aceitunas por ejemplo.

 

-      Os recomiendo un libro del CSIC LA ALIMENTACIÓN EN EL SIGLO XXI.

 

 

-      Frases extintor: apagan casi cualquier discusión. Si estás enfadado no comas. Espera que se te pase:

 

http://elpais.com/elpais/2016/12/13/buenavida/1481656411_467085.html

 

 

 

 

 

 

Francisco Limonche Valverde

El Espinillo, 28041 Madrid, España

 

Bitácora personal

http://limonche.blogia.com/

 

 

 

 

 

 

ADIÓS A UNA MADRE, 10 DE OCTUBRE DE 2016

ADIÓS A UNA MADRE, 10 DE OCTUBRE DE 2016

Matilde Valverde Gutierrez, Villanueva de los Infantes, 20 de noviembre de 1928, Madrid 8 de octubre de 2016

 

Mi madre falleció el día ocho de octubre de dos mil dieciséis pasadas las cuatro de la madrugada. Tuvo una transición suave. Su respiración fue haciéndose cada vez más lenta y en un momento impreciso dejó de respirar.

Junto a ella estábamos sus cuatro hijos, nueras y una nieta. Tenía miedo a morir, no obstante su marcha la hizo con el rostro en paz y belleza.

Sólo he visto morir antes a mi padre. No sé cómo sean otras muertes, excepto la suya y la de mi madre. Sin embargo, esta, la de mi madre, ha sido uno de los regalos más hermosos que jamás haya podido tener. Yo estaba muy cansado; tenso, rabioso. Me resistía a contemplar su agonía. Acababa de hacer cerca de trescientos kilómetros para estar a su lado. No podía parar quieto. Salía y entraba de la habitación, mareando los pasillos.

No sé cuándo pero comencé a sentir paz. Entré en la habitación. Me senté en una esquina. Mi hermana me pidió que tomase a mi madre de la mano derecha. Lo hice. Mi madre enlentecía los latidos y las inspiraciones. Tuve la impresión de que era una especie de broma; que iba a abrir los ojos y darme un susto, como en ocasiones solía hacer.

Mi hermana sujetaba cada movimiento de mi madre con un amor que me es imposible describir. Mi hermano pequeño, el más afectado, se resistía. Pero también la tomó de la mano, en este caso la izquierda, y en un momento los dos hijos, el mayor y el pequeño, establecimos un puente de unidad con ella. Ese puente se estableció también con mi esposa y mi hermana lo mantuvo con todos.

Mi otro hermano, contenía las emociones y un poco lo que allí estaba sucediendo. Mi esposa, cuñadas y sobrina, corazón pleno, regalaban una serenidad y apoyo preciosos en esos instantes donde el tiempo es tan solo un espacio más, abierto al infinito.

Mi madre ha llevado hasta el final su gracia manchega. Sorprendía con expresiones y recuerdos probablemente embellecidos por las palabras más que por las cronologías.

Una madre tal vez excesiva en su entrega. Sus hijos, de cincuenta y sesenta años seguían siendo niños para ella. Jamás guardó rencor hacía nadie. Amaba la vida y a la gente. Eso la mantuvo con vida en un cuerpo apenas válido para sostenerse. Todos los días rezaba un rosario por sus hijos, nietos y familiares, y de añadido cuantos fueran precisos por las causas sufrientes de este mundo.

Voy a respetar los tres días lejos de sentimientos trágicos; muy al contrario estaré en el gozo de sentirla viva en mi corazón. Rezo por ella y si la intuición me resulta cierta, sea cual sea la broma siento que el vuelo que mi madre ha emprendido lo ha hecho sin escalas.

Madre, descansa en paz. El amor que nos dejas es la herencia más valiosa que jamás hubiésemos soñado alcanzar.

Te amamos.

 

TUS HIJOS, NUERAS Y NIETOS

Madrid a 10 de octubre de 2016

FLV, flimonche@coitt.es

 

 

 

BELL, PROFESOR DE NIÑOS SORDOS, 6 de agosto 2016

BELL, PROFESOR DE NIÑOS SORDOS, 6 de agosto 2016

La comunicación era el fundamento de su vida. Nadie puede imaginar la soledad de una persona sorda. Cuando estamos solos en mitad del campo pensamos que eso es soledad; la soledad es no poder comunicarse con los demás, decía en uno de sus escritos.

Bell desarrolló el teléfono pensando en los sordos; no en los oyentes.

Era un excelente logopeda e inventor polifacético, sin embargo el habla y la comunicación remota fueron los motores de su vida. Huyendo de la muerte y la tragedia familiar en Escocia, recaló en Boston como profesor de niños sordos.

La madre, sorda; la bella niña Mabel de la que se enamoraría y con la que se llegaría a casar también lo era. A ambas les enseñó el método del discurso visible.

Los años incorporarían zonas de oscuridad en la biografía de este gran ser humano; no obstante la interconexión de las cosas, Internet y las infinitas aplicaciones del nuevo paradigma no serían hoy lo que han llegado a ser de no haber surgido de la inspiración fecunda de Bell.

EL PARQUE, 6 de agosto de 2016

EL PARQUE, 6 de agosto de 2016

Razonaba que de la Tierra surge la materia de la que están hechas todas las cosas que utilizamos, la química y manufactura de lo que antes ha sido un pensamiento en la mente de un ser humano. Es pues en la mente donde hay que poner orden para que belleza y armonía se den la mano, se decía.

Este pensamiento le surgía cada vez que veía un vidrio, un plástico o cualquier otra cosa abandonada en el parque donde acostumbraba  a dar el vespertino paseo. Lo hacía dotado siempre de una bolsa para recoger cuanto daña a la vista y a las plantas.

Suspiraba por la lluvia suave, el aire fresco; el sol de caricia. Su oración iba dirigida al dios que ordena las cosas. No te entiendo, argüía. ¿Cómo es posible que permitas tanto daño?

Aguzaba el oído. No daba con la respuesta. Se fabrican cosas, pensaba, para tirar a la basura sin usar jamás; justo las que necesita la mitad ausente del resto de la humanidad.

Reparó entonces que nunca había vivido en el mundo que anhelaba. Decidió pues aceptar el juego de la vida dibujada. La nueva regla que introduciría sería cambiar el reproche por amabilidad en aquello triste que su mente le presentaba como si fuera real. 

 

Foto tomada de youtube, parques llenos de color, HD 3 D